Open top menu

Un nuevo acto de violencia institucional por parte de la policía y prefectura se asoma en el barrio de Barracas. En una entrevista realizada por R2124, Nahuel Arrieta, trabajador de la Casa de la Cultura de la villa 21-24 y director general de la murga Compadritos de Barracas, contó la impunidad con la que las fuerzas represivas actúan en el barrio, donde días atrás abordaron violentamente a un grupo de jóvenes que se encontraban escuchando música, y el intento por defenderlos, él mismo terminó contra la pared acosado por los golpes de la policía y prefectura.


"Cuando vi que los pusieron contra la pared y los agredían violentamente, cruce indignado y les dije que no tenían derecho a pegarles, que en todo caso les pidieran el documento, a lo que me contestaron 'callate sindicalista de mierda, cuando estos villeros de mierda te choreen el celular no nos vengas a buscar a nosotros porque no te vamos a defender'.", relató Nahuel.

Este violento accionar terminó con un operativo de 15 móviles, más de 80 uniformados que cortaron la calle y armaron un cordón de seguridad, según contó Nahuel para que los vecinos no filmen lo que estaba sucediendo: "Me pusieron a mi y a una compañera contra la pared y nos pegaron. A ella una policía la manoseó brutalmente, pero lo mas violento no fueron los golpes sino las amenazas: 'ya te voy a agarrar solo', me dijeron, nos fueron dando información que da cuenta de cómo nos movíamos. Esto denota que hay un trabajo de inteligencia para los militantes del barrio, tienen información de los que militamos política cultural o socialmente, tienen el registro de todos los pasos que estamos dando. Esta claro que este gobierno a través de política militarización en los barrios y criminalización de la pobreza está tratando de sembrar el miedo en los vecinos, y lamentablemente los medios de comunicación ayudan mucho", concluyó el trabajador de la Casa de la Cultura.

El hecho sucedió a las 20hs. del jueves 21 de abril, frente a la oficina de ATAJO, las Agencias Territoriales de Acceso a la Justicia para los sectores populares, pero estaba cerrada. Ya tomaron las medidas judiciales necesarias. 
Nahuel Arrieta destaca este hecho como uno entre tantos que expresan la "política anti-cultura popular" del gobiero macrista, ya que en los pocos meses de gestión se pudo ver la censura de eventos de corte cultural como fueron gran parte de los carnavales en febrero como así de represión de la murga en la 1-11-14, con el adicional del trabajo de inteligencia para con los activistas y militantes de la cultura de los barrios más pobres de la ciudad.
El sábado 7 de mayo se realizará un acto en la 21-24 convocado por todas las agrupaciones culturales políticas y sociales en repudio de violencia institucional y la militarización de los barrios, con el objetivo de visualizar lo que esta pasando.





Escuchá R2124, todos los martes a las 14hs. por FM La Caterva