Open top menu



Luego de la asamblea por Cristian Toledo que se realizó el pasado Martes en la Parroquia Caacupé, charlamos con Roque, dueño de la ferretería donde trabajaba Cristian y que se incluyó como parte de su familia cuando tomó el micrófono, minutos antes de esta charla. Recordamos que Cristian "Paragüita" Toledo fue asesinado por el bombero integrante de la policía de la Ciudad de Buenos Aires Adrian Gustavo Otero, el pasado Sábado 15 de Julio, cuando regresaba de bailar, junto a dos amigos, en un nuevo caso de gatillo fácil.


-¿Quién era para vos Cristian?
Imaginate que desde que lo conocí no nos separamos nunca más. Nos conocimos por trabajo, haciendo changas, y en el momento en que la cosa se estaba poniendo mal acá en el país, decidimos hacer un proyecto. Yo había comprado un lugar, y pusimos una ferretería. Él trabajaba medio día en el lugar, re-acondicionándolo, yo hacía changas para poder terminarlo. A la tarde él seguía trabajando conmigo. Encaramos un negocio donde él tenía depositado sueños, proyectos, muchas cosas que la verdad que hablábamos con él, se sentía importante, era algo en lo que se encargaba casi todo él, con responsabilidad. Ese día en que sucede el hecho, más allá de que como todo pibe salía a divertirse, trataba de volver en un horario en el que sabía que volvía, abría, trabajaba un par de horas, me despertaba y se iba a dormir un par de horas. Me avisaba que había salido, no teníamos problema porque era una cuestión de amistad y los dos manejábamos el negocio poniéndonos de acuerdo. Ese día me vinieron a golpear la puerta y pensé que era él, que me vino a golpear para abrir, que me había quedado dormido. Pero no. Fue un amigo que vino a decirme que Dani [Daniel Nadalich, uno de los amigos que estaba con Cristián en el momento del asesinato] estaba esposado en una esquina, pensé que capaz era un control, o un operativo, después me empezaron a llamar por teléfono, me empezó a parecer raro, tenía gente en la ferretería que había entrado, y yo tratando de atenderlos, en un momento me empiezan a llamar y me dicen que hay un muerto, y yo sabía que Cristian había salido con ese chico que estaba esposado. Cuando me llaman para decirme que Cristian era el que había fallecido, me empezó a temblar el cuerpo, le dije a mi hijo, ni siquiera habíamos alcanzado a abrir porque ya había mucha gente. Salí, me avisaron que el que estaba ahí era Cristian, me sacaron una parte de…a alguien importante, nunca creí que iba a conocer a una persona así, que estuviera al lado mío, una persona tan buena, tan leal como Cristian.


-¿Por qué crees que los medios masivos de comunicación hablaron de persecución, tiroteo y muerte de un delincuente?
Porque los medios se guían por el Ministerio de Justicia, el Ministerio de Justicia da la información que quiere cuando los periodistas llaman, y ellos luego sacan eso en primera plana. Lo primero que pusieron fue “mataron a un chorro, dos detenidos” Eso eso lo que según los medios, el Ministerio de Justicia, les dijo. Luego entre la gente empezamos a revertir la situación y la versión, hoy los dos chicos están libres, mediante la presión. Ojalá hubiese sido un detenido nada más Paragüita, y no una presa de un cazador que nos arrebató la vida de un amigo.


-Es impresionante la cantidad de gente que se convocó hoy en la Caacupé...
Creo que se va a sumar mucha más gente, el día viernes a partir de las 17:00 vamos a salir en Caravana [desde Luna e Iriarte hasta el Ministerio de Justicia y Seguridad en Av Patricios 1142]


Audio de la entrevista:


Claves