Open top menu


Como nos ha sucedido otras muchas veces, la realidad no cabe en nuestra programación. En este caso hablamos con Mike, compañero catalán que nos pone al día del proceso político abierto en Cataluña a raíz de la convocatoria de un referéndum de autodeterminación para el 1 de octubre.

"En el Estado español se ha abierto el melón de la represión"


En la conversación que hemos mantenido con Mike, militante de Embat, queda de manifiesto la incapacidad histórica de las élites españolas para producir un encaje plurinacional sostenible que de respuesta a la realidad compleja y específica de los diferentes pueblos ibéricos. El intento de apaciguar y dar respuesta a las demandas soberanistas por parte del anterior gobierno presidido por Jose Luis Rodriguez Zapatero en los años 2000, quedó frustrado por la intransigencia de la derecha española. A partir de entonces, el independentismo no ha dejado de crecer. Insertó profundamente en las clases medias y en los jóvenes que han visto en la independencia nacional una posible respuesta a la crisis económico-social, las demandas de mayor autonomía dentro de un marco estatal español ya no son suficientes.


La respuesta del gobierno de derechas, ha dejado ver tanto su incapacidad para solucionar problemas políticos desde la política, como su origen autoritario, poniendo a jugar el aparato judicial y policial a las primeras de cambio y ejerciendo una represión implacable contra la convocatoria de este referéndum de independencia que está rozando la figura de excepcionalidad constitucional. 700 alcaldes llamados a declarar ante el juez, incautación de cartelería y de papeletas electorales, detención de altos cargos de partidos de gobierno en Cataluña, sedes de partidos asaltadas y registradas durante horas, intervención de la hacienda catalana por el ministerio de hacienda español, creación de un mando unificado que de facto anula la autonomía securitaria del gobierno catalán, son algunas de las medidas tomadas por el gobierno del PP.

Como nos cuenta Mike, para entender el momento político, de inusual conflictividad tanto institucional como social, el análisis no puede restringirse al proceso de independencia. En Cataluña existe una tradición de lucha muy arraigada y la movilización y organización popular es muy alta en relación al conjunto del Estado español. Este núcleo político de organizaciones, sindicatos, partidos y asociaciones de vecinos es la base en la cual los proyectos políticos de izquierda, en su sentido más amplio, pretenden apoyarse para convertir el proceso político de demanda de autonomía nacional y popular, en un proceso de reclamos más amplios que transforme la sociedad catalana.

Entrevista completa:

Claves