Open top menu

Este viernes las voces de miles de mujeres se unirán en un solo #GritoGlobal por el #Aborto Legal. En ese marco, y en el día internacional de lucha por la despenalización y legalización del aborto celebrado el jueves 28 de septiembre, el Frente Cultural Tumbarrati-La Dignidad, realizó una intervención frente a las puertas del Congreso Nacional.

Melania Franco, integrante del colectivo y de Mujeres en Lucha, dialogó con FM La Caterva y contó los objetivos que tienen como frente cultural, cómo se piensan como mujeres y artistas y la necesidad de interpelar a la sociedad en problemáticas políticas, sociales y culturales desde otro plano.


Foto: Eloísa Molina


-¿Por qué deciden hacer esta intervención frente a Congreso un dia antes de la marcha global?
Decidimos realizar la intervención para poder visibilizar lo que será la jornada
de lucha del viernes 29. Vamos a estar marchando desde plaza de mayo hasta el
Congreso, a las 17 hs nos concentramos en la Plaza para dirigirnos al hacia el Congreso
de la Nación, donde se hará el acto el viernes. Donde, hace un año, hay una ley
presentada por última vez: La Ley de interrupción voluntaria del embarazo, y es el
principal motivo por el cual decidimos que la intervención sea ahí, frente a las puertas del
gran Congreso de la Nación.

-¿Qué buscan? Cuál es el objetivo?
Como militantes y, como mujeres principalmente, ponemos el cuerpo todos los días.
Ponemos el cuerpo cotidianamente y hacemos carne a las múltiples violencias que nos atraviesan. Como mujeres organizadas damos batalla, damos respuesta. Como artistas creemos que no nos podemos quedar atrás, y desde nuestra organización, desde el Frente Cultural de La Dignidad, le damos mucha importancia a pensar también las herramientas artísticas como un espacio de lucha. La visibilización, la multiplicación, de la idea que queremos transmitir, para nosotras, es muy importante poder hacerla también desde el rol artístico, para apelar e interpelar a la sociedad sobre un conflicto profundamente político donde el Estado es sumamente responsable.


-¿Qué significado tiene para ustedes como grupo cultural y político, poner el cuerpo de esta manera?
Poner el cuerpo desde nuestro rol artístico significa utilizar las herramientas más
sensibles, poéticas, expresivas, para seguir denunciando y visibilizando las causas que
creemos necesarias, que nos interpelen como sociedad. En este caso es de derechos,
derechos de las mujeres, derechos humanos y es de salud pública. El aborto legal,
también, puede salir a la calle como manifestación artística. La necesidad de frenar la
criminalización a las mujeres que decidimos sobre nuestros cuerpos, a las mujeres, o a
los compañeros, que deciden acompañar, y dar respuesta, a las mujeres que queremos
decidir, a las organizaciones. Para nosotras, es fundamental, que las y los artistas
pongamos a disposición de las luchas populares, las herramientas artísticas que vamos
construyendo. Es otra forma, una forma más, no la única, de seguir interpelando, de
seguir visibilizando y, de poder apelar a los conflictos desde otro lugar, es una estrategia.

-¿Cuánto crees que falta para que se despenalice y se legalice al aborto en Argentina?
En 2007, se hace la primera presentación del proyecto de Ley de interrupción voluntaria
del embarazo. Del 2007 al 2016, última presentación, se hacen 6 presentaciones que
fueron cajoneadas sistemáticamente, no tratadas en el Congreso y suspendidas. Por lo
tanto, como mínima y de entrada, la primera lectura que una puede hacer, es que lo que
nos hace falta ahí adentro es un mínimo de voluntad política.
¿Cuánto falta en la Argentina para que se legalice el aborto? ¿Para que se despenalice el
aborto?
Y la verdad... no lo sé. De nuevo, lectura superflua, la situación actual del país, y de la
región, no nos da una perspectiva distinta a lo que viene ocurriendo en estos últimos
años. Lo que sí es seguro, no hay duda, es que vamos a seguir en las calles y
organizándonos. Vamos a seguir engrosando las redes de acompañamiento que
tendemos entre nosotras y entre nosotros, entre las organizaciones, el arduo trabajo que
viene haciendo, hace tantos años, la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal,
Seguro y Gratuito, la red de profesionales, las compañeras que estamos al pie del cañón
para que ninguna más vaya presa por abortar, para que ninguna más muera por un aborto
clandestino, y que el aborto sea legal, seguro y gratuito. ¡No vamos a parar!

¿Por qué deciden hacer esta intervención frente a Congreso un dia antes de la marcha global?
Decidimos realizar la intervención para poder visibilizar lo que será la jornada
de lucha del viernes 29. Vamos a estar marchando desde plaza de mayo hasta el
Congreso, a las 17 hs nos concentramos en la Plaza para dirigirnos al hacia el Congreso
de la Nación, donde se hará el acto el viernes. Donde, hace un año, hay una ley
presentada por última vez: La Ley de interrupción voluntaria del embarazo, y es el
principal motivo por el cual decidimos que la intervención sea ahí, frente a las puertas del
gran Congreso de la Nación.


-¿Qué buscan? Cuál es el objetivo?
Como militantes y, como mujeres principalmente, ponemos el cuerpo todos los días.
Ponemos el cuerpo cotidianamente y hacemos carne a las múltiples violencias que nos atraviesan. Como mujeres organizadas damos batalla, damos respuesta. Como artistas creemos que no nos podemos quedar atrás, y desde nuestra organización, desde el Frente Cultural de La Dignidad, le damos mucha importancia a pensar también las herramientas artísticas como un espacio de lucha. La visibilización, la multiplicación, de la idea que queremos transmitir, para nosotras, es muy importante poder hacerla también desde el rol artístico, para apelar e interpelar a la sociedad sobre un conflicto profundamente político donde el Estado es sumamente
responsable.



-¿Qué significado tiene para ustedes como grupo cultural y político, poner el cuerpo de esta manera?
Poner el cuerpo desde nuestro rol artístico significa utilizar las herramientas más
sensibles, poéticas, expresivas, para seguir denunciando y visibilizando las causas que
creemos necesarias, que nos interpelen como sociedad. En este caso es de derechos,
derechos de las mujeres, derechos humanos y es de salud pública. El aborto legal,
también, puede salir a la calle como manifestación artística. La necesidad de frenar la
criminalización a las mujeres que decidimos sobre nuestros cuerpos, a las mujeres, o a
los compañeros, que deciden acompañar, y dar respuesta, a las mujeres que queremos
decidir, a las organizaciones. Para nosotras, es fundamental, que las y los artistas
pongamos a disposición de las luchas populares, las herramientas artísticas que vamos
construyendo. Es otra forma, una forma más, no la única, de seguir interpelando, de
seguir visibilizando y, de poder apelar a los conflictos desde otro lugar, es una estrategia.


-¿Cuánto crees que falta para que se despenalice y se legalice al aborto en Argentina?
En 2007, se hace la primera presentación del proyecto de Ley de interrupción voluntaria
del embarazo. Del 2007 al 2016, última presentación, se hacen 6 presentaciones que
fueron cajoneadas sistemáticamente, no tratadas en el Congreso y suspendidas. Por lo
tanto, como mínima y de entrada, la primera lectura que una puede hacer, es que lo que
nos hace falta ahí adentro es un mínimo de voluntad política.
¿Cuánto falta en la Argentina para que se legalice el aborto? ¿Para que se despenalice el
aborto?
Y la verdad... no lo sé. De nuevo, lectura superflua, la situación actual del país, y de la
región, no nos da una perspectiva distinta a lo que viene ocurriendo en estos últimos
años. Lo que sí es seguro, no hay duda, es que vamos a seguir en las calles y
organizándonos. Vamos a seguir engrosando las redes de acompañamiento que
tendemos entre nosotras y entre nosotros, entre las organizaciones, el arduo trabajo que
viene haciendo, hace tantos años, la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal,
Seguro y Gratuito, la red de profesionales, las compañeras que estamos al pie del cañón
para que ninguna más vaya presa por abortar, para que ninguna más muera por un aborto
clandestino, y que el aborto sea legal, seguro y gratuito. ¡No vamos a parar!



Claves