Open top menu

Las y los trabajadores del subte nucleados en AGTSyP (Asociación Gremial de los trabajadores del Subte y Premetro)realizaron hoy una medida de lucha en la línea B, que va desde el barrio de Urquiza hasta la Catedral Metropolitana, que consistió en levantar los molinetes hasta las 12 del medidía. El reclamo es por las paritarias que cerró la UTA (Unión Tranviarios Automotor) en negociaciones con el Gobierno por un 15% en cuotas mientras que los índices en general dan que por lo menos es necesario un 30% de aumento en los salarios para enfrentar las políticas de ajuste de Cambiemos.






Dialogamos con David Carballo delegado de la AGTSyP en la estación terminal de Juan Manuel de Rosas quien nos comentó que hace un mes que llevan adelante estas medidas de fuerza y que en las bases se está discutiendo de profundizarlas porque el conflicto se dilata y las soluciones no llegan.



"Hay una política de criminalizar la protesta. Enviaron telegramas de desafuero hacia los delegados con sanciones de 5 días de suspensión que se van a hacer efectivas luego de la judicialización. También tenemos sanciones en el mismo tono para compañeros de base que se hicieron efectivos pero no pueden quedar esas sanciones" aclara David porque es una de las formas en que la patronal amedrenta a las y los trabajadores para desmovilizar cuando hay que accionar contra las políticas de empobrecimiento del salario.

Claves